CERRITO DE INDIOS

Una tríada orgullosa de sus raíces

Lo artesanal, a nivel internacional, se impone en la moda cada día con mayor firmeza. La magia de las piezas hechas a mano está en los resultados únicos e imposibles de replicar.  

Cerrito de Indios es una nueva propuesta de moda que lanzó su primer colección en el Museo Zorrilla el pasado diciembre. La marca personaliza textiles en fibras naturales, mediante el estudio y desarrollo de tintes naturales a partir de la flora local. La técnica artesanal japonesa de teñido Shibori y el Ecoprint son las herramientas con las que los emprendedores plasman su creatividad sobre el textil, logrando una convivencia entre lo abstracto y lo figurativo.

La marca propone tres líneas: una femenina, una masculina y otra para niños. A través de sus diseños busca revivir un legado ancestral, revalorizando el cuidado de la tierra y experimentando con los recursos que provee la naturaleza, en convivencia con las nuevas tecnologías.

La filosofía de este emprendimiento es fomentar el consumo consiente, el sentido de pertenencia y el orgullo identitario, promoviendo el desarrollo sostenible, social y medioambiental a nivel local.

Cerrito de Indios está integrado por tres talentosos. María Paz Romero es diseñadora textil, tiene 30 años y está sumergida en el mundo de las tintas naturales, la impresión botánica y el bordado. Su socia y hermana Belén tiene 35 años y es Licenciada en Administración de Empresas y Contadora. El tercer integrante es Juan Pablo Landarín, fotógrafo de 36 años, formado en Comunicación Publicitaria.

“Nuestra esencia honra al vasto abanico de folclore uruguayo que hace a nuestro patrimonio cultural: su flora y fauna, paisajes y sus lugares referenciales, música y poesía, simbología y vanguardia latinoamericana” cuentan los emprendedores.

Para su primer colección Cerrito de Indios desarrolló una línea que vincula la cultura gauchesca con la oriental. Los cortes trabajados son amplios y simples, dándole protagonismo al destacado y laborioso trabajo de alteración textil sobre tejidos nobles. En la paleta cromática conviven colores tierra y el índigo en representación del mar. El equipo asegura incluir las últimas tendencias en su proceso de diseño.

La propuesta cuenta con el apoyo de la Incubadora de empresas de base tecnológica (Khem) y de la Agencia Nacional de Investigación e Innovación (ANII).

Los valores que trabaja Cerrito de Indios convierten a esta nueva propuesta en una ejemplar. El proyecto recién comienza y en Dress Mix creemos que tiene un importante potencial y una fuerte identidad que dará mucho que hablar…

Por Camila Galfione

ENERO, 2018.

 

2018-04-19T09:38:27+00:00 30 enero, 2018|